Detox post navideño

Si tus Navidades han sido parecidas a las mías, seguro que me agradecerás estos consejos para ayudar al cuerpo a eliminar todo lo que no quieres llevarte contigo en el 2018 ;-) No tienes que hacerlos todos. Elige uno o dos y pruébalos esta semana; deja los otros para más adelante.

  • Come mucha remolacha. La remolacha (y otros alimentos rojos como la granada, los frutos rojos, los arándonos...) ayuda a mover la bilis y a luchar contra el estreñimiento y además es muy buena para el sistema linfático, el cual ayuda en las labores de defensa y eliminación. Mira mi receta de hummus de remolacha o de esta ensalada o de cualquier otra manera que te guste.
  • infusión para ayudar a los órganos de eliminación: diente de león (hígado y vesícula), té verde (riñones) y tomillo (pulmones). Yo prefiero beberla en ayunas, pero cualquier momento del día es bueno.
  • baños en sales de Epsom tanto para relajarse y liberar estrés gracias al magnesio como para ayudar a detoxificar gracias al sulfuro. Te sorprenderá lo relajante que puede ser este baño. ¡Mis clientes lo adoran! Te aconsejo que compras 5 Kg (en internet se encuentra a buen precio), porque hay que echar unos 500 g en la bañera. 
  • sauna: la manera efectiva de usarla es entrar y esperar hasta estar bien cubierto de sudor; salir y ducharse en agua fría. Repetir tres veces este proceso. Si no tienes una sauna a mano, intenta hacer alguna actividad que te haga sudar a tope.
  • ayuno intermitente: consiste en reducir a 8 las horas en las que comemos; es decir, nos saltamos la cena o el desayuno y dejamos un período de 16 horas en el que solo bebemos agua. A mí me resulta muy fácil hacerlo en domingo: a las 15:00 termino de comer y al día siguiente a las 7:00 ya puedo desayunar. Pero quizás tú prefieres cenar y saltarte el desayuno. 

Además de todo esto, intenta reducir al máximo todo lo procesado (bollería, dulces, refrescos...), el alcohol, las carnes (especialmente las rojas y los embutidos), los productos que contienen gluten (pan, pasta, cereales, etc.) y los lácteos (leche, yogures, quesos...) durante el mes de enero. ¿Qué son 4 semanas en un año?

Pruébalo y dime cuál de todos los consejos te ha funcionado mejor.

¡Que tengas un buen 2018!