pan

Pan de trigo sarraceno fermentado

Con este pan casero de trigo sarraceno fermentado echarás mucho menos en falta los panes con gluten. El trigo sarraceno es muy rico en proteína comparado con otros cereales y pseudocereales, además de aportar minerales como manganeso, cobre y magnesio y antioxidantes como rutina y quercina.

Este pan está especialmente rico tostado, así que hazlo y congela rebanadas para tus desayunos, meriendas o cenas rápidas.

pan-sarraceno-2.JPG

Pan de trigo sarraceno fermentado

INGREDIENTES

  • 500 g de trigo sarraceno en grano

  • 50-100 ml de agua

  • 1 C de sal sin refinar

  • 1 C de psyllium

  • 1 C de miel

  • 1 C de AOVE

  • harina de trigo sarraceno (para hornear)

INSTRUCCIONES

  • Lava los granos de trigo sarraceno en un colador con abundante agua corriente.

  • Colócalo en un cuenco grande y cúbrelo con 3-4 dedos de agua. Déjalo a remojo toda la noche.

  • Al día siguiente, escúrrelo pero no lo enjuagues. Esa capa pegajosa ayuda a triturar y da consistencia a la masa.

  • Añade la sal y empieza a triturar todo en un vaso batidor grande. Si hace falta porque no se tritura bien, ve añadiendo agua poco a poco. Quizás no necesites toda el agua.

  • Devuelve la mezcla al cuenco y añade el psyllium, la miel y el aceite. Remueve con una cuchara de madera.

  • Cubre el bol con un trapo de cocina húmedo y limpio y deja reposar la mezcla durante 16-24 horas a temperatura ambiente o dentro del horno (apagado). Cuando más fermente, más se neutralizarán los antinutrientes y más digestivo será, pero también aumentará el sabor agrio.

  • Tras 16-24 horas fermentando, precalienta el horno a 220 ºC.

  • Mientras se calienta, espolvorea un poquito de harina de trigo sarraceno sobre una fuente de horno cubierta con papel sulfurizado. Vuelca ahí la masa, que al haber estado en un cuenco ya debería tener forma de hogaza.

  • Espolvorea un poco de harina de trigo sarraceno por encima de la hogaza y haz un corte en forma de cruz para facilitar la cocción y evitar que el pan se abra por otros puntos.

  • Hornea a altura media con calor arriba y abajo durante 15 minutos a 220 ºC y luego 1 hora a 165 ºC. Pon un recipiente con 500 ml de agua en la parte inferior del horno para que el vapor aporte humedad a la cocción.

  • Saca el pan del horno y déjalo reposar sobre una rejilla para que la parte inferior no se humedezca y la masa termine de “secarse”. Este pan tiene la consistencia de un pan de centeno tradicional, de masa compacta, y es normal que quede ligeramente húmedo. Si lo horneas más para secarlo, quizás te quede demasiado seco y duro.

  • Tómalo tostado. ¡Está mucho más rico!

pan-sarraceno-3.JPG

Focaccia de lino

Esta receta es una alternativa a mi receta del pan de lino. Es más ligera y más dulce pero el contraste de las aceitunas le queda genial. Aunque también puedes sustituirlas por pasas y nueces y está buenísima igualmente.

La receta original lleva también 2 C (cucharadas soperas) melaza de caña, pero la verdad es que con todo el azúcar añadido que tomamos hoy en día es mucho mejor no usarla. El sabor es igual de bueno.

focaccia_sin_cereales_sin_gluten_sin_lacteos.JPG

Focaccia de lino

INGREDIENTES

  • 240 g de semillas de lino molidas

  • 3 huevos

  • 180 ml de caldo limpio (o agua)

  • 3 c de romero

  • zumo de 1/2 limón

  • 4 C de aceite de oliva virgen extra

  • un puñado de aceitunas sin hueso cortadas (unos 70 g)

  • 1/2 c de bicarbonato

  • 1 c de sal (para espolvorear)

INSTRUCCIONES

  • Precalienta el horno a 180 ºC y forra un molde rectangular con papel de horno. Yo prefiero que sea bajo (la mitad de alto que el típico molde de cake) pero vale cualquiera que tengas.

  • Mezcla todos los ingredientes (salvo 1 c de romero y la sal) muy bien en un cuenco grande y viértelo en el molde forrado con papel. Espolvorea de sal y romero.

  • Hornea unos 30-40 minutos, según la potencia de tu horno.

  • Retira del horno y deja enfriar sin el papel, encima de una rejilla. Templado también está muy rico.

Pan de lino (sin cereales ni lácteos)

Ultimamente estoy intentando comer menos trigo. No es que crea que el trigo es malo para mí, pero comer mucho de cualquier cosa sí puede sentar mal. Así que intento no comer pan "normal" en casa, o al menos solo una vez a la semana. Y una cosa que me ha ayudado es sustituirlo por este pan de lino. Puedes ponerle frutos secos o hierbas aromáticas, pero esta vez te doy la receta básica y luego tú ya puedes divertirte con otros ingredientes.

Con las cantidades de abajo sale un pan de 1 Kg  más o menos, lo cual me llega de sobra para una semana. Lo guardo en una bolsa de tela fuera de la nevera y dura hasta 8-10 días. Guay, ¿no?

 
flaxseed_bread.JPG
 

Plan de lino

TIEMPO TOTAL: 60 MINUTOS

INGREDIENTES

  • 120 g almendras en polvo

  • 375 g lino en polvo (molido)

  • 6 huevos

  • 170 ml agua o caldo de verduras/pollo

  • 75 g mantequilla derretida o aceite de oliva o de coco virgen extra

  • 3 c bicarbonato

  • 3 C zumo de limón

  • 1/2 c sal marina

INSTRUCCIONES

  • Precalentar el horno a 170 ºC y cubrir el molde con papel de horno.

  • Añadir todos los ingredientes en un robot de cocina y mezclar bien o mezclarlos a mano en un gran cuenco (esto es lo que yo hago).

  • Echa la masa en el molde y alisa la parte superior.

  • Hornea durante 40 minutos o hasta que esté firme por encima (que puedas apretar y vuelva a su forma original fácilmente).

  • Sácalo del horno y déjalo enfriar en una reja (evita que se humedezca con la condensación).